domingo, 4 de diciembre de 2016

Se acerca la hora de la verdad

La media maratón en la que voy a participar será en abril y el mejor periodo de tiempo que tengo para prepararme va a ser entre este mes y enero. La idea es alcanzar el estado de forma adecuado para solo tener que mantenerme durante febrero y marzo.

Aprovechando que la próxima semana empezaré a trabajar menos horas y que durante enero voy a estar de vacaciones, espero poder entrenar al máximo. La última carrera, como os conté la semana pasada, me ha servido para ver mi nivel y darme cuenta de que tengo que exigirme más, por otro lado, me ha sido perjudicial de cara a la preparación de los 21km. Como tenía que participar en esta carrera la semana anterior no entrené, y la semana después, aunque intenté salir a correr, estaba destrozado y no lo conseguí hasta el domingo. Esto unido a que no voy a tener tiempo hasta el sábado me ha hecho retroceder en mi principal objetivo, ganar resistencia. De todos modos, me encuentro bien y creo que conseguiré llegar al nivel adecuado.

La cuestión de la dieta va a ser difícil, como de costumbre, tengo varios kilos que perder y durante navidades y unas vacaciones en España se antoja difícil, pero hay que conseguirlo. Cuando vuelva de la vacaciones, lo primero que haré será ir a un nutricionista. La verdad es que ya había encontrado uno, pero se negaba a aceptar pacientes antes de navidad. Decía que las dietas empezaban con mal pie.

Anoche pasé en coche por una parte de la que va a ser la media maratón. El aspecto es bastante interesante, junto al mar y bastante llano. Ideal para hacer una buena carrera y disfrutar del paisaje.


0 comentarios:

Publicar un comentario